The Man Who Killed Hitler and Then the Bigfoot ★★★

The only man

Un relato plagado de nostalgia y referencias de hechos históricos, con una actuación sobresaliente del histórico Sam Ellioth, garantía de calidad la de tenerlo como protagonista. Alrededor de la historia de nuestro protagonista Calvin Barr, gira la mística que este tuvo participación directa en la segunda guerra mundial, en el ocaso de Adolf Hitler. La linea narrativa por ende, se divide entre pasado y presente del protagonista, alternando dos contextos diferentes.
La trama por más simple que parezca, alguien cansado y devastado de energías para seguir, resulta ser más profunda de lo que aparenta. A nuestro héroe lo aflige una crisis interna muy fuerte, está solo, anciano y renegado de su actual andar, arrepentido de un hecho en particular que enorgullecería a cualquier patriota menos a él, porque dicha acción lo ha marcado de por vida, alejado de todos y solo... Sera este nuevo presente una oportunidad para redimirse con una nueva misión que le significara un regreso al pasado. Sam Ellioth es una elección gloriosa, contagia esa tristeza y empatía necesaria.